Los cuatro elementos
Acqua, Aria, Terra y Fuoco están inspiradas en la pureza y los aromas de la gran Madre Tierra.