Caja regalo de Lamparfum en vidrio negro con tapón clásico y recarga de 500 ml

Una elegante versión en vidrio de nuestra lámpara catalítica: un complemento decorativo que perfuma y purifica.

* Campos Requeridos

Precio: € 94

Disponibilidad: En existencias

Precio: € 94

1. Coloca la Lamparfum en un lugar estable, alejada de fuentes de calor, y quítale los dos tapones.
2. Vierte aproximadamente 1/3 del líquido de la recarga (unos 165 ml) en la lámpara, utilizando el embudo y procurando no rellenarla en exceso.
3. Introduce la mecha en la lámpara, cubre con el protector metálico y espera hasta que esté lo suficientemente impregnada (unas 3 horas para el primer encendido).
4. Enciende el quemador durante unos minutos.
5. Cuando la piedra se haya vuelto gris clara y la llama haya bajado, sóplala desde una distancia adecuada para que se apague del todo.
6. Coloca el tapón perforado en la Lamparfum como protección y deja que neutralice olores y bacterias.
7. Para apagar la lámpara, basta con volver a colocar el protector metálico sobre la mecha catalítica, procurando no tocarla directamente con los dedos.
 

La Lamparfum completa y no sustituye al difusor de aroma con varillas de bambú. La Lamparfum tiene una función antibacteriana y actúa enérgicamente limpiando y perfumando el ambiente en menos tiempo (20-60 minutos) que el difusor de aroma, que tiene una acción más duradera y constante a lo largo de las horas.